Más de 5 millones de nuevos ciudadanos en Estados Unidos, en su mayoría de Latinoamérica y mujeres, están habilitados para votar en las elecciones intermedias de noviembre próximo y contribuir a desactivar la «mecha explosiva anti-migrante» que dejó el expresidente Donald Trump, declararon activistas empeñados en motivar mediante una nueva campaña el poder electoral de los migrantes.

Estos migrantes representan «un bloque de votantes potencial que es multirracial, multigeneracional, geográficamente diverso y dividido casi por igual entre hombres y mujeres. Como bloque, pueden ayudar a determinar el resultado de las elecciones nacionales, estatales y locales», afirma un estudio divulgado hoy por una coalición pro-migrante.

«Trump se fue, pero puede volver, y además dejó a sus ‘clones’ para continuar con la tarea, como el senador Ted Cruz o el gobernador de Texas, Greg Abbott (ambos republicanos)», dijo la subdirectora de la Alianza Nacional para Nuevos Americanos, Nancy Flores. «La solución es votar para bloquear y desalojar a los personajes de este tipo», agregó la activista, quien llamó a los nuevos ciudadanos a registrarse y votar en las elecciones de mitad de período de este año, y en la presidencial de 2024.

La alianza y otros grupos pro-migrantes divulgaron hoy en una rueda de prensa virtual un estudio sobre el perfil de los nuevos americanos, que en su mayoría son migrantes de Latinoamérica (43.3 por ciento), Asia (37 por ciento) y África (9.4 por ciento). Las mujeres tienen una leve mayoría de 55.5 por ciento entre los inmigrantes nacionalizados. El trabajo señala que 4.4 millones de esos migrantes se naturalizaron después de la elección de Trump, entre 2016 y 2020, como respuesta a los múltiples ataques de la administración del magnate contra ellos y los refugiados.

Por dahemont

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *