El presidente peruano Pedro Castillo presentó este lunes al Parlamento un proyecto para que una Asamblea Constituyente elabore una nueva Constitución, pero el Congreso comentó que el plan era inviable e inconstitucional.

El plan propone que en una cédula adicional, durante las elecciones regionales y municipales de octubre, se pregunte: “¿Aprueba usted la convocatoria de una Asamblea Constituyente encargada de elaborar una nueva Constitución Política?” con las alternativas: sí o no.

Castillo anunció su propuesta el viernes y este lunes envió su iniciativa al Parlamento. Ocurre luego de casi un mes de protestas por el alza de los precios de los alimentos, combustibles y fertilizantes a causa de una inflación global, la guerra en Ucrania y la escasa habilidad del gobierno y el Parlamento para ayudar a la población.

El primer ministro Aníbal Torres dijo en conferencia de prensa que el plan de una Asamblea Constituyente no implica que se cierre el Congreso o el Ejecutivo. Precisó que los dos poderes seguirán ejerciendo sus funciones “por el periodo por el cual han sido elegidos”, hasta el 28 julio de 2026.

La presidenta del Congreso —dominado por la oposición—, María Alva, dijo más temprano a periodistas que el plan del Ejecutivo era “inviable”, “inconstitucional” y usado por el gobierno como «distracción».

En una muestra del enfrentamiento entre ambos poderes del Estado, Alva indicó que desde el primer día del gobierno de Castillo, 28 de julio de 2021, el Ejecutivo ha buscado “cerrar el Congreso”. Alva —que dirige un Parlamento que en nueves meses ha buscado dos veces destituir a Castillo— añadió “desde acá estamos tratando que esto no se vuelva ni Cuba ni Venezuela”.

Por dahemont

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *